Nicaragua no es idéntica a Venezuela

Este escrito, publicado también en finlandés en el diario Uusi Suomi, es una respuesta a la pregunta realizada por la periodista Anna Saraste, de Yle (la empresa de radiodifusión nacional de Finlandia). En el artículo publicado hoy, Saraste pregunta si Nicaragua es el próximo país de América Latina al borde del colapso. Al final del artículo, Saraste dice que existe temor de que Nicaragua siga los pasos de Venezuela hacia el colapso.

Saraste no es la única persona que ha encontrado similitudes en las crisis de Nicaragua y de Venezuela. Es, sin embargo, necesario recordar que, independientemente del incipiente y tímido auge económico, Nicaragua ha sido y sigue siendo el segundo país más probre del hemisferio, después de Haití. La economía de Nicaragua colapsó hace ya 40 años con la salida de Anastasio Somoza del poder. El gobierno de Ortega no ha sido capaz de eliminar la pobreza, independientemente de las innovaciones cosméticas. Sin un plan económico sostenible y futurista, la economía está condenada a debilitarse más.

Las manifestaciones comenzaron en abril en protesta a los recortes a la seguridad social, ordenados unilateralmente por el gobierno, a como bien esta periodista afirma. El gobierno de Ortega luego canceló, otra vez unilateralmente, esos recortes después de que comenzaran las manifestaciones, pero las protestas continuaron con demandas de dimisión del presidente. En este artículo de Yle no se dice que las demandas de dimisión se deben al terror y a las violaciones de los derechos humanos por el gobierno de Ortega. El presidente es el mayor responsable.

Mucha gente dice que el trato dado por el gobierno de Ortega a las protestasse parece al del gobierno de Venezuela. Ya en abril, parecía que el Sr Ortega había recibido instrucciones de Venezuela de como resporder con fuerza a las manifestaciones. El resultado ha sido, hasta ahora, diferente que en Venezuela. Los nicaragüenses se han unido y continúan en protesta cívica. Esta unión de fuerzas quizá se deba al triste ejemplo de lo ocurrido en Venzuela, donde el Sr. Maduro, con diferentes artimañas se ha quedado en el poder.

La historia de Nicaragua es diferente. Muchos jóvenes nicaragüenses piensan que si sus padres y sus abuelos lucharon y fueron capaces de derrocar una dictadura somocista, ellos también lo lograrán. Otra cRcterística propia del levantamiento cívico popular de Nicaragua es que, independientemente de las acusaciones de los simpatizantes de Ortega, en Nicaragua no hay partidos políticos de la oposición parlamentaria detrás de las protestas y ese es uno de los aspectos que ha permitido que todo tipo de gente se una a un objetivo común. En Venezuela, los partidos de la oposición parlamentarias, participan fuertemente como actores en las protestas.

En la mesa de negociación de Nicaragua existe solamente un partido político, el FSLN de Ortega. Los demás representantes de la sociedad civil no representan a ningún partido político sino a los estudiantes, a los campesinos, a los empresarios, a las mujeres, a las madres, etc.

En el artículo o noticia de Yle se dice que en el diálogo, dirigido por la iglesia católica, el gobierno de Nicaragua y las organizaciones no gubernamentales (ONG), acordaron la fundación de una comisión de la verdad e investigaciones de organizaciones independentientes de derechos humanos. Los representantes del gobierno de Ortega aceptaron también que el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos llegue a Nicaragua.

Esta última propuesta, presentada en la mesa del diálogo por el Dr. Carlos Tünnermann Bernheim, estaba contemplada también en la carta entregada por un grupo amplio de la sociedad civil finlandesa al Ministerio de Asuntos Exteriores de Finlandia, la semana pasada. El documento de las ONG finlandesas demandaba que el Alto Comisionado de la ONU debería llegar a Nicaragua a aclarar el rumbo de los acontecimientos y a prevenir nuevas violaciones a los derechos humanos.

Parece que el presidente ha comprendido, hasta después de la potente huelga general, que su popularidad e imagen se ha debilitado y que ya no es la misma que hace dos meses y medio.

En el artículo de Yle se dice que en Nicaragua han muerto 170 personas y cientos de personas han sido heridas durante los últimos dos meses. Lamentablemente la cantidad de heridos asciende a más de 2000 personas y la violencia continúa, incluso mientras se dialoga.

El diálogo continúa hoy sábado y se prevé que esté dedicado a la agenda de democratización del país. Sin duda alguna, el sí del gobierno a lo acordado es algo bueno, pero queda aún mucho por hacer para lograr la justicia, el respeto a los derechos humanos y el triunfo de la paz y de la democracia en Nicaragua.

Acababa de apretar en ENTER y me fui a Facebook solamente para ver las atrocidades que acaban de cometer en un barrio de Managua con la quema de una casa con gente adentro. Eso es una salvajada y una grave violación al mayor de los derechos de las personas: a la vida.

Sos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s